Legislación

Se ha creado un temor infundado acerca de la legalidad de las instalaciones de autoconsumo.

Aquí encontrará la información exacta y verídica sobre lo que dice la Ley, con respecto a las instalaciones de autoconsumo de energía solar fotovoltaica.

https://www.boe.es/buscar/act.php?id=BOE-A-2015-10927

En este B.O.E. se regula el autoconsumo y se establece la forma en que han de legalizarse las instalaciones.

Básicamente distingue dos modalidades de autoconsumo : AISLADA DE LA RED y CONECTADA A LA RED.

Dentro de la modalidad CONECTADA, hay tres tipos de instalaciones, atendiendo al tamaño de las mismas.

AISLADA DE LA RED

No hay ningún tipo de requisitos, ni limitaciones, ni impuestos, ni obligaciones, es decir el usuario es totalmente libre de hacer una instalación tan grande como le plazca.

CONECTADA A LA RED

Tipo I  menos de 10Kw, es la modalidad más simple, no hay tramitaciones ni impuestos sobre la misma.

Tipo I desde 10Kw a 100Kw: Hay que solicitar autorizaciones administrativas y de momento existe un impuesto a la conexión a la red y a la energía producida, esto está en vías de ser anulado, no obstante, el coste impositivo no es muy alto y permite que una instalación quede amortizada en menos de 10 años.

Tipo II: Más de 100Kw, igual que el tipo I, hay autorizaciones e impuestos, sin embargo, se permite la venta de la energía producida en exceso a la red nacional, por tanto genera algún ingreso, toda aquella energía que no se consuma mientras se está produciendo, caso típico de la actividad industrial, que no usa energía los fines de semana y festivos, este excedente se puede vender a la red.